top of page

Lanzamiento del cohete del SpaceX provocó un incendio en Texas



Tras una serie de retrasos y un intento de lanzamiento cancelado, SpaceX realizó finalmente el primer vuelo de prueba de su nave Starship a principios de este mes. Aunque el vehículo despegó, parece que las agencias federales tendrán que lidiar con las consecuencias explosivas de la misión durante bastante tiempo.


Las agencias federales dicen que el lanzamiento provocó un incendio en un parque estatal. Las llamas fueron extinguidas. Los restos del cohete, que SpaceX dijo que tuvo que hacer estallar en el cielo por razones de seguridad después de un fallo de separación, se encontraron en cientos de acres de tierra. "Aunque no se documentó ningún resto en tierras propiedad del refugio, el personal documentó aproximadamente 385 acres de restos en las instalaciones de SpaceX y en el Parque Estatal de Boca Chica", indicó la rama de Texas del Servicio de Pesca y Vida Silvestre de EE.UU..


La agencia señaló que no ha encontrado pruebas de la muerte de animales salvajes como consecuencia del incidente. Aun así, está trabajando con la Administración Federal de Aviación en una evaluación del lugar y en recomendaciones posteriores al lanzamiento, al tiempo que garantiza el cumplimiento de la Ley de Especies en Peligro de Extinción.


Poco después del lanzamiento y la explosión del Starship, la FAA dijo que estaba llevando a cabo una investigación del percance. La Starship está en tierra por ahora y su vuelta al vuelo depende de que la agencia "determine que cualquier sistema, proceso o procedimiento relacionado con el percance no afecta a la seguridad pública."


El plan de lanzamiento aprobado de Starship incluía un proceso de respuesta a anomalías, que según la FAA se activó después de que la nave explotara. Como tal, SpaceX está obligada a retirar los escombros de los hábitats sensibles, llevar a cabo un estudio de la fauna y la vegetación y enviar informes a varias agencias federales. "La FAA se asegurará de que SpaceX cumpla con todas las mitigaciones requeridas", dijo la agencia.


Incluso si SpaceX puede calmar rápidamente las preocupaciones de las agencias federales, puede que pase bastante tiempo hasta el próximo lanzamiento de la Starship. El vehículo de lanzamiento espacial superpesado destruyó su plataforma de lanzamiento, lanzando trozos de escombros al aire. Las imágenes mostraron cómo la metralla aterrizaba en una playa cercana e incluso golpeaba una furgoneta a cientos de metros del lugar de lanzamiento. Afortunadamente, nadie resultó herido, según la FAA.

bottom of page