top of page

SpaceX: Los cambios revolucionarios en el próximo cohete Starship

SpaceX, la reconocida empresa de exploración espacial fundada por Elon Musk, se encuentra preparada para lanzar su próximo cohete Starship con una serie de emocionantes mejoras. Estos cambios incluyen una modificación significativa en la forma en que las dos etapas del cohete se separan, mejoras en el sistema de propulsión y una plataforma de lanzamiento reforzada. Estas mejoras están diseñadas para aumentar la eficiencia y confiabilidad del cohete, lo que permitirá a SpaceX alcanzar sus ambiciosos objetivos. Elon Musk reveló en una discusión en Twitter Spaces con el periodista Ashlee Vance que hay más de mil cambios entre el último vuelo del Starship y el próximo. Estos cambios incluyen mejoras en la separación de las etapas del cohete y en el sistema de propulsión. Musk afirmó que, debido a estos cambios, la probabilidad de éxito del próximo vuelo es mucho mayor que la del anterior, estimando en un 60% las posibilidades de alcanzar la órbita. Uno de los cambios más significativos en el diseño del Starship es la forma en que se separan las etapas del cohete. En el vuelo de prueba de abril, esta separación no se logró. Para el próximo vuelo, SpaceX implementará una técnica conocida como "hot staging" (separación en caliente), que consiste en encender los motores de la etapa superior mientras los motores de la etapa inferior aún están funcionando. Esta técnica, utilizada por los cohetes rusos como el Soyuz, no se ha utilizado en ningún vehículo de lanzamiento moderno de Estados Unidos. La implementación de esta técnica permitirá aumentar la capacidad de carga del Starship en aproximadamente un 10%. Otra área en la que SpaceX ha realizado mejoras significativas es en el sistema de propulsión del cohete. El Starship está compuesto por dos segmentos: el Super Heavy, que funciona como la etapa de refuerzo y cuenta con 33 motores Raptor, y la etapa superior conocida simplemente como Starship, que tiene seis motores. SpaceX planea apagar la mayoría de los motores del Super Heavy antes de encender los motores del Starship simultáneamente. Esta configuración aumentará la capacidad de carga del Starship, lo que permitirá a la empresa llevar más carga a la órbita terrestre baja. El cohete Starship es parte integral de la visión a largo plazo de SpaceX. La compañía planea utilizar el Starship para transportar satélites a la órbita, construir tanques de reabastecimiento y depósitos de propelente, y eventualmente transportar carga y tripulación a la Luna y Marte. SpaceX tiene como objetivo reemplazar su exitoso cohete Falcon 9 y la cápsula Dragon con el vehículo Starship, que es financiado de forma privada. El primer vuelo de prueba completo del Starship, realizado en abril, fue considerado un éxito a pesar de no haber alcanzado la separación de etapas. El cohete alcanzó una altitud de aproximadamente 38 kilómetros antes de perder el control debido a múltiples fallas en los motores y en el sistema de dirección. A pesar de esto, el vuelo estableció un récord al convertirse en el cohete más grande y potente jamás volado, con una altura de 120 metros y cerca de 6800 millones kilos de empuje de sus motores Raptor propulsados por metano. El próximo lanzamiento del cohete Starship de SpaceX promete ser un hito importante en la exploración espacial. Con más de mil cambios implementados, incluyendo mejoras en la separación de etapas y en el sistema de propulsión, SpaceX está trabajando arduamente para lograr una mayor eficiencia y confiabilidad en sus misiones. Con el Starship, la empresa planea revolucionar la industria aeroespacial y allanar el camino hacia la exploración humana de la Luna y Marte. Estaremos atentos a los próximos avances de SpaceX y a los emocionantes logros que está por alcanzar.

SpaceX: Los cambios revolucionarios en el próximo cohete Starship



SpaceX, la reconocida empresa de exploración espacial fundada por Elon Musk, se encuentra preparada para lanzar su próximo cohete...

bottom of page